Feeds:
Entradas
Comentarios

Me gustaría empezar este artículo con la siguiente reflexión: ¿estamos trabajando el 2.0 en formación?

Lamento pensar que NO, si bien existen herramientas y aplicaciones para potenciar el aprendizaje colaborativo, a día de hoy seguimos inmersos en una mecánica de 1.0, por la cual el alumno aparte de trabajar con una pantalla de ordenador y hacer los pasos que le piden no interactua mucho más allá.

La razón es lógica, si bien muchas plataformas disponen de herramientas como foros e incluso wiki, son materias totalmente opcionales, y seamos sinceros, salvo alumnos muy motivados por la formación o el tema a tratar, todo lo opcional queda automáticamente descartado (simplemente hay que ver el uso de los alumnos con respecto al tutor).

Debemos pensar como creadores y distribuidores de contenido elearning que tenemos que adelantarnos a los alumnos, por ello si queremos realmente potenciar un 2.0 debemos obligar al alumno a ser partícipe de dicha formación y premiar y retroalimentar a aquellos alumnos que ayuden al aprendizaje colaborativo, siendo un trabajo necesario para la superación del curso, porque no olvidemos que vendemos formación.

Anuncios

El papel de la formación elearning cambia día a día, es una realidad a la que los profesionales del sector debemos de acostumbrarnos si o si, ya que el no adaptarnos a un campo con una constante mejora en todos los hardware y software puede hacer quedarnos simplemente desfasados. Es por ello que una de las últimas tendencias que se está imponiendo es el mlearning.

¿Cómo definimos el Mlearning?

Se define como la formación a través de dispositivos móviles, aquí podemos englobar desde un MP3 hasta una tablet de última generación, tiene que ser un medio por el cual podemos seguir realizando la formación en un dispositivo que nos podamos llevar a cualquier lado, desde la playa hasta la oficina.

¿Pero realmente puede tener éxito?

Vamos a suponer un caso práctico que podemos ver de forma habitual, un trabajador de una oficina trabaja una media de 7/8 horas díarias delante de un ordenador, además para complementar su trabajo y formación debe de realizar un curso de formación, por ello tiene que plantarse delante del ordenador y hacer una hora más, realmente nuestro indice de éxito puede estar disminuido por este factor, si bien podemos recuperar parte de esos alumnos abandonados por un dispositivo que le permita estar en cualquier punto realizando la formación, como puede ser un audio de camino a casa, o un ejercicio interactivo en nuestro sofa.

Logicamente todo no son ventajas, debemos de hacer un esfuerzo extra en pensar como realizar desde 0 toda la formación, porque como siempre defendemos quienes nos dedicamos a este campo, la formación tiene que ser INTERACTIVA, aqui no nos vale un pdf sin interacción o algo locutado que simplemente diga un texto, tenemos que ir más alla y que sea atractivo en todo momento, si no estamos simplemente cambiando el dispositivo de presentación a un curso a distancia.

Aqui tambien hay que añadir que disponemos de varios entornos diferentes de programación y que debemos de tener en cuenta la potencia de los dispositivos lo cual nos puede limitar y por lo tanto debemos de buscar alternativas a ciertos ejercicios o lecciones.

Esta es simplemente una opinión pero ¿y tú que piensas?

Hola Blog

Se que hace mucho que no escribo y me apetecía retomar las cosas donde las dejé cuando encontré esa estabilidad laboral.

Ahora me encuentro en una nueva situación de búsqueda activa de trabajo (lo siento, no me gusta la palabra desempleo ni las connotaciones asociadas), con ganas de emprender un proyecto que me realice y me llene de verdad, trabajar con profesionales como lo he hecho durante estos dos últimos años en un área de recursos humanos o en primera linea de formación.

Quizás salir de la estabilidad laboral sin una salida programada a otro trabajo en los tiempos que corren no ha sido lo más inteligente, pero ¿por qué seguir haciendo una tarea que no te realiza y no te lleva a ningún sitio?. A veces simplemente tienes que ser valiente y seguir con tu camino a pesar de todo el riesgo que puede conllevar.

Por ello, me reencuentro con mi blog, con mis opiniones, con mis promesas y con mis ganas de hacer algo realmente positivo que me motive y que me den esas ganas de trabajar cada mañana.

Hola de nuevo mundo

Hubo una noticia que, personalmente, me preocupo:

Sólo un 12% de los trabajadores españoles admite que busca un nuevo empleo.

Realmente es preocupante y sintoma del mercado laboral actual, la predisposición de los trabajadores en su puesto de trabajo. Siguiendo la máxima de “virgencita que me quede como estoy”, no se atraven a superar las barreras que el cambio de trabajo supone, cierto es que la dificultad frente a otros años es mucho más alta y que el riesgo de quedarte sin absolutamente nada, siempre esta ahí y logicamente si dispones de cargas familiares o económicas añadimos un grado más a un proceso dificil de por sí.

¿Pero qué paso con tus sueños?¿sigues buscándolos?

La inspiración de este artículo proviene de dos hechos que ahora relataré:

Forrest Gump:

Si eres de esas pocas personas que no has visto esta película, en primer lugar debería ir corriendo a conseguirla y verla entera, pero si te da pereza resumo de manera muy breve. Forrest es una persona con un ligero retraso, límite con lo considerado “normal”, a lo largo de su vida tiene clara su principal motivación, y logra triunfar en la vida porque tiene claro hacia donde vá y cual es su objetivo, sin dejar que interfieran los acontecimientos de su vida, y luchando contra las adversidades, sin pararse a pensar en ningún momento la situación que actualmente tiene y lamentarse de ella.

Despues de apagar la televisión, los pensamientos vinieron en oleada, el mensaje es claro, Forrest lo consiguío porque en todo momento lo tenía claro. Por muy dura que sea la situación en la que actualmente vives, no pierdas nunca la esperanza y lucha por ello, tarde o temprano llegará el fruto de tus esfuerzos, por muy mal que veas la situación, la derrota no es una opción.

Caemos para aprender a levantarnos.

Steve Jobs

Es un hecho que ha impactado a toda la sociedad, uno de los mayores genios del siglo XX, un hombre hecho a si mismo moría presa de una horrible enfermedad, pero su legado nos ha quedado patente y su forma de cambiar las cosas, de manera que todo fuese más sencillo, facil adaptado a cualquiera. La determinación de Jobs en su vida lo llevó al lugar que ahora la historia le ha dejado, logicamente no podía hablar de este artículo sin poner el video de Standfor “conectando puntos”, creo que es un discurso a medida de un gran hombre que supo en todo momento cuales eran sus sueños, y lucho por ello hasta el último aliento de vida.

Quizas todos deberíamos tener una parte de estas 2 historias en nuestras cabezas y dedicar 5 minutos todos los días a nuestros sueños, de esa manera poner un grano de arena todos los días para conseguirlo. La suerte llega para el que la busca de manera continua, tarde o temprano los puntos se unen.

El salario emocional

El termino salario emocional proviene de muchos economistas y dicta algo así:

Son todos los beneficios de un trabajadora que se incluyen en el sueldo pero no son contribuidos de forma económica.

Se basa en una definicion un tanto vaga, que finalmente hace referencia a todas las ventajas que un trabajador adquiere de forma no monetaria, con lo que el trabajador obtiene a través de incentivos por su trabajo, privilegios como pueden ser horarios laborales que concilien con su vida privada o familiar, reconocimientos y un largo etc.

Sin embargo esta observación no es nueva ni mucho menos, un estudio en los años 50 descubrió cuando estudiaban condiciones en la luminaria para las condiciones laborales, se creó un incremento de la productividad de los 2 grupos, tanto experimental como control, la causa de este incremento estaba vinculado a una mayor atención y preocupación por las condiciones laborales en las que se encontraban los trabajaodres, lo que desemboco en el aumento de la productividad no estaba ligada unicamente a temas económicos, si no que existian factores, como en este caso unicamente prestarle un poco de atención extra a los trabajadores de una fábrica, que se escapaban al control establecido y que tenian una relación directa con el rendimiento. Debemos de tener en cuenta que la situación económica de crisis y la duración indeterminada de la misma, por ello debemos conservar el talento de nuestras empresas que nos ayuda a mantener y sobrevivir en los tiempos dificiles. y para ello el tema monetario, casi que es tabú, pero que pasa con el salario emocional, todo no se resume en lo económico. Por ello existen muchas alternativas por las cuales una empresa puede premiar a sus trabajadores, y con ello aumentar el compromiso y la productividad con simple gestos, sin el menor coste posible para las empresas.

Muchas empresas españolas a pesar de tener fama de ir a vanguardia, desestiman estos recursos que tan faciles pueden ser, los principios de estas corrientes se basan en el sentido común pero rara vez se cumplen, y en nuestro pais es algo que se considera por grandes corporaciones como absurdo, ya que el tiempo dedicado a negociar y valorar a los empleados, pasa a un último plano, solo las empresas más innovadores se sientan a hablar de una política retributiva acorde a los empleados a responsabilidades y valores.

Principios del salario emocional:

Grass Roots, multinacional enfocada en ayudar a las organizaciones a mejorar sus resultados empresariales, ha elaborado ocho proposiciones destinadas a que las empresas puedan mejorar esta nueva política de incentivos:

1. Sea transparente.

Las organizaciones que tienen una política de personal opaca, crean desconfianza y generan recelo entre los empleados, al tener transparencia compromete al empleado y logra poder ver a través de sus esfuerzos y el de los compañeros como pueden ser recompensados.

2. Mantenga una comunicación fluida.

La información debe fluir de manera libre en la empresa, el que llegue información tarde a un grupo de trabajadores crea un ambiente hostil que no mejora el rendimiento, si por ello determinamos en todo momento, a través de circulares, reuniones y otro métodos de comunicación interno, el estado y los objetivos de la empresa, los trabajadores tendrán metas claras.

3. Busque en todo momento la vinculación emocional empleado/empresa.

Un empleado feliz y enlazado con la compañía es un empleado productivo, si esta vinculación se pierde el rendimiento caen en picado asi como el compromiso, por ello recuerda que se debe reforzar esta vinculación, como cualquier relación interpersonal, si no se refuerzan los vinculos estos acaban perdiendose.
4. Identifique las –verdaderas- necesidades de los empleados.

¿Realmente conocemos lo que nuestros empleados necesitan? En muchas ocasiones creemos que nos van a pedir dinero unicamente, cuando realmente prefieren otras opciones, antes de un ascenso, o cambiar sus funciones o simplemente un reconocimiento de sus trabajos.
5. No retrase los reconocimientos.

Si un trabajador no es reforzado y no se valora su trabajo, no sabe si lo esta haciendo de forma correcta, volvemos al principio anterior, la incertidumbre crea desconfianza que a su vez se traduce en un descenso del rendimiento, por lo que si un trabajador está orientado en la linea correcta, es interesante recordarselo.
6. No descuide la supervisión.

Los mandos intermedios tienen un papel fundamental en estos procesos puesto que son los enlaces entre la dirección y los trabajadores, es el canal por el que fluye muchisima información por lo que no podemos descuidarlos, debido a una mayor presión que sufren, deben ser reconocidos en todo momento por el lugar donde están.

7. Valore adecuadamente las aportaciones.

Todos los trabajadores hacen aportaciones a la maquinaria que supone una empresa en el día a día, cada uno desde sus funciones aporta su grano de arena en este procedimiento que normalmente es la empresa, por ello incentivar a los trabajadores a seguir aportando hace que se disparen los valores de los trabajadores y podamos hacer de forma efectiva nuestra misión en la empresa, dandole un valor efectivo y competitivo.
8. Tenga presente que el dinero no se recuerda.

Los salarios deben de ser ajustados al rendimiento y ser satisfactorios para las necesidades de los empleados, pero muchos conocemos a personas que se han quedado en sus trabajos pese a cobrar menos que en otros lados por que se encontraban bien y valoraban de forma positiva a su empresa. Es el trato y los valores que reciben lo que crean el compromiso, si un trabajador esta unicamente por el salario, se convierte en un mercenario.

Espero que hayais disfrutado del artículo leyendolo como yo escribiendolo.

Hasta la próxima.

Un concepto interesante que podemos exportar del marketing es el cliente interno, su descripción es la siguiente: se desplaza el  cliente objetivo para situarlo dentro de la misma empresa, es decir el trabajador=cliente, lo que no es bueno para nosotros como trabajador no sería bueno para nuestro cliente.

Bajo esta premisa podemos extrapolarlo al ámbito de recursos humanos, cuando realizamos políticas hacia el personal de la empresa tenemos que trabajar con esta máxima y tiene que ser un valor de la compañía.

Cuando un trabajador se identifica con la empresa, este trabajador pondrá más de su parte, se involucrara en todos los proyectos posibles de la empresa y siempre que pueda aportara todo cuanto este en su mano, enfoncando hacia la misón y visión de la empresa, logrando con todo ello una mejora en la calidad, la productividad y el rendimiento del trabajador/es. Pero cuando se produce una alienación con respecto a la empresa, logramos justamente el efecto contrario, decae la actividad positiva del trabajador y podemos ver como caen en picado la productividad y la implicación, con su consecuente impacto en los clientes y los resultados, traduciendose en una mala imagen de la empresa que afecta a todos los campos objetivo, y logicamente un mal servicio o producto, todos sabemos que cuando se produce una mala publicidad se dispara hasta llegar a un numero máximo de personas (no hablemos si esto afecta a las redes sociales, donde el efecto se multiplica exponencialmente). Seguramente todos hemos experimentado algunas de estas situaciones.

Para ello, ¿cuales son las herramientas usadas por las empresas para controlar este factor?¿Son usadas o ignoradas?

Probablemente las empresas más innovadoras, tengan optimizadas estas políticas:

Bienvenida y acogida: cuando un trabajador se incorpora a la empresa, es un proceso arduo y dificil, es un cambio importante en la vida del trabajador, además de toda la carga psicológica y fisica que supone la incorporación en si, una vez llegado a la empresa (coste de incorporación) debemos instruir a la persona en los valores y misión de la empresa, haciendolo formar parte del proyecto, para ello podemos tener las siguiente políticas.

Motivación: la motivación es algo fundamental en la empresa si queremos mantener una maquinaria funcionando en perfecto estado, si un trabajador no cree en la misión de la empresa, es más que probable que su eficacia caiga en picado. El trabajador ha perdido el norte, ya no sabe la importancia de su lugar en la empresa ni el coste que conlleva asociado de forma directa, además puede incentivar el mal comportamiento de los demás trabajadores dando lugar a un mal trato de clientes, servicios y un largo etc. Cuando el trabajador ha caido en esta espiral negativa, debemos poder detectarlo y cambiar su tareas o poder incentivar de alguna manera un cambio, si esto no se diese lugar, muy probablemente acabaría con un cese de relaciones por parte de ambos.

Formación: Probablemente la más conocida y costosa (no siempre) de todas las acciones, pero sin lugar a dudas, en muchos casos, la más eficaz. Incentivando aquellos valores más flojos y acercando la empresa al trabajador, formandolo en aspectos claves conseguimos una unión empresa-trabajador más fuerte, logramos que el personal se sienta cuidado y busque una aplicación de los aspectos formados.

Estas son algunas reflexiones que simplemente quería compartir con vosotros y que estaré encantado de poder volver a comentar con vosotros.

Después de un tiempo centrandome en mi vida profesional (o mas bien estableciendome en un trabajo, desde tiempos anteriores a esta época de crisis) he decidido tomar las riendas de nuevo de mi blog, para contar mis experiencias personales relacionadas, de alguna manera u otra, con el mundo de los recursos humanos. Mis herramientas a usar serán las tan bien establecidas 2.0, y retomar aquello que estudie hace tanto e intentar adaptarlo, dentro de lo posible, al campo donde nos movemos, que no es otra cosa que la psicología, como una vez leí en un articulo “la psicología, esa tonta útil”. Intentare hablar de liderazgo, motivación, compromiso y demás temas relacionados con RRHH, desde un punto de vista mas global.

Nunca esta demás volver si puede ser para mejor.

Espero que os guste esta nueva época.

Muchas gracias a todos los que me leéis.